viernes, 18 de junio de 2010

UNA GLORIA

LO QUE DESCRIBIÒ DANIEL, ESTE HOMBRE JOVEN LLENO DE DURAS Y MAGICAS VIVENCIAS QUE DESENCADENARON EN ESTA GRACIA DE ESTE PADRE, ES LO QUE TANTOS NO TIENEN LA POSIBILIDAD DE LOGRAR. CUANTO ME GUSTARIA CONOCERLE. CONOCER ASU PADRE. HABLAR. QUE ME CUENTE. QUE ME NARREN LO QUE YO SOÑÈ Y NO PUDE. Y ES DURO NO PODER CUMPLIR UN SUEÑO CUANDO TODO SERÌA MAS QUE LOGICO PARA QUE SE CUMPLIERA. CUANTO. AL ESCUCHARLO EN SUS PALABRASS ME DAN SOLO DESEOS DE CORRER A ADOPTAR MILES DE NIÑOS. SI PUDIESE. SI TUVIESE LOS MEDIOS PARA HACERLO.. PERO A LO MEJOR ALGUNO DE USTEDES PUEDE Y NO LO HAN PENSADO , NO MILES CLARO. UNO. PUES ¿SE IMAGINAN EL PREMIO PARA ESTE HOMBRE QUE LE DIO COBIJO, IDENTIDAD, DIGNIDAD QUE ESTE SU FRUTO DE AMOR LO DEFINA DE ESTA MANERA? QUE GLORIA. APLAUSOS PARA AMBOS. REVERENCIAS. Y DEBE HABER MUCHOS OTROS QUE VIVEN ESTAS EXPERIENCIAS Y SI ES ASI TAMBIEN DEBEN HABLAR. ESCUPIR SUS AMORES Y QUE SEAN LLUVIAS QUE MOJEN ESAS MENTES VOLCANICAS QUE SOLO SABEN DE LAVAS QUE QUEMAN LOS VIÑEDOS Y MATAN A ANIMALES.
GRACIAS DANIEL Y GRACIAS PADRE POR UNO DE LOS MOMENTOS MAS BELLOS DE MI VIDA.

11 comentarios:

Alejandra dijo...

Copy & paste en mi facebook!!!
Gracias a vos por compartirlo con nosotros.
Besos

maria elisa dijo...

Pepe, querido, mira la locura, me senti identificada con esta historia....Cuando Daniel dice, pobre mi papa que le toca ser papa y mama , cuanto trabajo!!! Y esa soy yo! Mama y papa a la vez, con todo el trabajo.
Y encontre, mal que les pese a tantos, una coincidencia mas entre heteros y gays, que nos toca ser mama/papa por esas cosas de la vida.
Y al igual que ellos, yo tambien siento que somos una familia! Aunque no haya un papa y yo sea heterosexual!
Besos Pepe!

valentina dijo...

POR FAVOR LEAN ESTO........Lo dejaron en mi face, por la bella historia de daniel y luis....aca va:

-BUENO, ANTES ERA TABU, AHORA ESTA BIEN VISTO, ME VOY ANTES QUE SEA OBLIGATORIO. SI NO SON FELICES QUE PASEN POR CASA, TENGO UNA 11.25 ESPERANDOLOS.-

¿Hay mas palabras para agregar? Me duele el estomago, el alma, la mala locura!!!

valentina dijo...

Porque aca llegamos a un lugar de amigos, de paz, de union...les dejo esto que recibi en mi face por la hermosa historia de daniel y luis..aca va:

-BUENO, ANTES ERA TABU, AHORA ESTA BIEN VISTO, ME VOY ANTES QUE SEA OBLIGATORIO. SI NO SON FELICES QUE PASEN POR CASA, TENGO UNA 11.25 ESPERANDOLOS-

Me duele el estomago, el alma, me dio escalofrios.....
un abrazo lindo! Vale

Andrea dijo...

Pepe, te estoy viendo en el programa de Susana, me hiciste llorar al leer esa carta... es tan cierto y tan logico el punto de la adopcion por parte de una pareja gay... Ojala aunque sea dificil de entender, la gente pueda abrir sus corazones y pensar en la cantidad de niños a los que les cambiaria la vida. Mas alla de esto, deberian cambiar y agilizar la ley de adpcion para todos. No puede ser que una pareja este casi 10 años para que una criatura sea "su hijo". Un beso.

ninguno dijo...

Pepe:mis saludos y deseos de exitos para vos!!!Te cuento que me siento totalmente identificada con tu lucha.Mi marido y yo somos papas adoptivos desde hace 2 años y quisieramos tener mas niños,Pero lo que le vos relatas que sucede con los homosexuales,tambien nos pasa a los heteros,solo nos diferencia que nos anotan en el registro luego de miles de vueltas y de obstaculos.Luego las inscripciones duermen en algun lugar del registro. parce que ponen todo el empeño para que los niños no encuentren un hogar de amor y contencion que se merecen. Seria bueno reunirnos todos para levantar las barreras que nos ponen para dar amor y formar familias mas alala de nuestro color, ideologias, sexualidad edad etc.Desenmascaremos tanta hipocresia , abandono y desinteres que empañaña el acto de encontrarle a estos niños un hogar.
Desde ya apoyo la ley y ojala salga pronto, para dar amor solo se necesita desearlo con toda la fuerza.
mis abrazos con afecto.

Anónimo dijo...

Querido Pepe, desde mi humilde opinion con algunas herramientas mas, en lo que a la psicologia humana se refiere puedo decirte.
No se sabe a futuro cuales seran los efectos que tendra una persona criada por una pareja gay, lo que si sabemos son los estragos que se ven a diario en consulta en personas criadas por parejas heteroxesuales.
Un abrazo enorme!!
Mariela Mallorca
Counselor- Psicologa Social

natypaoalias dijo...

Cuesta creer que a veces lo màs lògico en la vida, sea lo màs difìcil de entender, cuesta creer que a veces la bendita ignorancia nos enceguece hasta facilitarnos el camino a la intolerancia.
Todos los niños tienen derecho a una vida digna y a una infancia feliz, vaya! creo que hemos escuchado esto màs de una vez, ahora, serà que debemos creer que es verdad que en nuestra querida Argentina todos los niños tienen una vida digna, una infancia feliz? la respuesta viene a mi sin necesidad de pensar, NO, NO, y NO! acabemos con esta GRAN MENTIRA! señores, sabemos que cada vez es màs y màs la cantidad de victimas inocentes que padecen hambre, violencia, tanto fisica como psiquica,como tantas otras cosas, y ante esto que hacemos? muy poco señores muy poco.
Creo que no hay acto de AMOR màs humano que la adopciòn, como tambièn creo que el derecho a adoptar es de TODOS, de TODOS! y no de unos pocos, o creemos que una persona por ser homosexual no es capaz de amar como supuestamente lo hace una persona heterosexual? si es asì, pues que pobres de alma somos!!!, que tristeza amigos, parece que todavia no entendemos que el AMOR no entiende de distinciòn alguna.
La sensaciòn qe provoca leer las lìneas que escribio, Daniel, en la carta, es indescriptible, ese padre fue sin duda un regalo del cielo, espero y ruego por muchos Danieles màs, que tengan la misma oportunidad de este joven.
Señor Pepe, mi màs sincero respeto y todo el apoyo, y recuerde QUE MIENTRAS HAYA VIDA, HABRA ESPERANZA!
Saludos desde Còrdoba.
Naty.

D.M dijo...

Querido Pepe:
Te vi en el día de ayer en el programa de Susana Giménez narrando esa fuerte carta del chico este, Daniel y te vi a vos, con toda tu emoción y todo tu amor, la verdad me conmoví. Y creo lo mismo que vos, la Constitución dice que ante la ley somos todos iguales pero no pareciera que es así porque si un hombre ama a otro y se pasa treinta años de su vida amándolo y un día, por esas cosas, uno muere, al otro no le corresponde un carajo y eso no es justo. Hablamos todos de ser un país abierto, sin prejuicios pero cuando llegó la hora de los fibes hablando del matromonio gay le saltó el facho a más de uno con tanta opinión primitiva y tanta marcha en contra del matrimonio gay. Tan morales, tan pulcros, tan cristianos... No piensan que la idea era que a los ojos de Dios somos todos iguales. O eso se supone. Y no piensan que amar no es un privilegio, es un derecho y podemos amar libremente y tener... No ni más ni menos derechos que nadie, tener, simplemente, los mismos. Y las mismas obligaciones también. Nadie quiere que ahora se corone a los homosexuales y se los felicite por ser gays y que todo el mundo se vuelva gay; solo se pretende que tampoco se los limite por eso. Al fin y al cabo... Cuando nos toque morir, los gusanos nos van a devorar los genitales a todos por igual, sin importar el uso que les dimos.

Creo que es hora de que la gente empiece a darse cuenta de esto: Somos todos seres humanos, todos venimos de un mismo lugar y todos vamos a un mismo lugar. Merecemos estar amparados y ser juzgados con las mismas leyes, sin privilegios ni desventajas.

Porque somos todos iguales.

Me enorgullece escuchar a un hombre como vos hablar de esa forma. Gracias por ser la voz de los que quizás por no ser conocidos no tienen voz ni voto en un tema que, seamos homosexuales o heterosexuales, nos toca de cerca a todos.

eugeniasosa dijo...

Hola Pepe, perdón por la confianza, pero lo siento de mi familia. Necesito decir que estoy con usted. Soy Eugenia, casada, mamá de un varón y una nena, tengo lo que todos mal dicen "una familia normal". A que se refieren con esa frase, no sé, solo sé que sufro cuando veo niños en la calle, abandonados de recién nacido por una mujer a quien llaman "normal". BASTA! No debe importar si quien adopta es homo o hetero (palabras que ya me cansaron porque en realidad todos somos HUMANOS) sino verdaderas personas que desean dar amor, un VERDADERO HOGAR, sacarlos de un futuro de mierda para que tengan un futuro lleno de esperanzas. BASTA! de hogares sustitutos que solo quieren a los niños por el dinero que el gobierno les dá por "tenerlos" (lo digo con conocimiento de causa, hogares con ladrones, drogadictos y todo lo que se le ocurra, mientras que familias honradas tienen que endeudarse para tener hasta casa propia para poder adoptar (les pasó a unos amigos)y las visitadoras sociales los persiguen como si fueran ladrones mientras que a los hogares sustitutos ni siquiera saben la dirección donde los tienen.
Pepe, siga peleando, por todos, porque todos tenemos los mismos derechos, porque si para la ley todos tenemos deberes que cumplir sin ninguna distinción, también tenemos que tener los mismos derechos sin distinción.
Soy de Mendoza, me gustaría darle un fuerte abrazo, no solo por admiración hacia el artista sino también por admiración a la persona, al señor José Cibrián Campoy, pero siento que ahora lo estoy abrazando con el corazón.
Lo saludo con mucho cariño.
Eugenia

César dijo...

Fue muy emotivo ver la vibrante defensa del matrimonio homosexual que hizo ayer en un programa de televisión. Permítame señalarte nomas que me parece que confunde, y no agrega nada, introducir el tema de la adopción. Después de haberlo escuchado leí diversos argumentos de los que se oponen a la iniciativa y si bien encontré algunos puntos interesantes, otros malintencionados y varios directamente disparatados, creo que el verdadero enemigo es el miedo (descarto la intolerancia que es causa perdida). Miedo “al contagio”, a las propias fantasías subconscientes, a depravaciones diversas (ya que en el imaginario colectivo se mezcla la homosexualidad con todo tipo de perversiones), también miedo al cambio (después de todo lleva milenios siendo una institución típicamente heterosexual) y quien sabe cuántos miedos más que no llego a identificar.
A mí me tocó ser heterosexual pero entiendo que el intento por ampliar el concepto de matrimonio va más allá de un interés sectorial y se inscribe en la lucha de una sociedad democrática por disminuir el grado de crueldad y humillación que admite en su seno. Le deseo se concrete en esta ocasión, sino, seguramente será en un futuro próximo.
Antes de terminar le confieso que, al verlo tan convincente, sincero y apasionado en la defensa de su postura, imaginé que bueno sería que otras causas igualmente valiosas pero que no tienen voz (entre ellas justamente la de los chicos en los orfanatos), contaran con la suya para hacerse oír.
Un abrazo,